#Facebook construye repositorio de 3 exabytes para almacenar fotos antiguas

Facebook3-800x600Teniendo en cuenta que Facebook supera los mil millones de usuarios activos, no es descabellado pensar que la cantidad de información que se agrega a esta red social cada día es enorme. Entre todo este maremágnum de información que se sube cada día a Facebook, uno de los contenidos que más atracción genera entre los usuarios son, sin duda, las fotografías; ya sea por comentar, por hacer un “me gusta” o, simplemente, por simple curiosidad, la fotos son los contenidos que más se visitan por parte de los usuarios. A pesar que las fotos nos interesan, según los datos de Facebook, nos solemos centrar más en los contenidos más recientes y aproximadamente el 82% del tráfico generado en esta red social se centra en el 8% de las fotos subidas en la plataforma (y hay alrededor de 240.000 millones). Parece que Facebook, con la idea de optimizar sus infraestructuras, está construyendo un nuevo repositorio de 3 millones de Terabytes de espacio donde almacenar las imágenes que se visitan con poca frecuencia y, centrarse así, en servir más rápido las que mayor tráfico generan.

La idea, que ha sido publicada en The Oregonian, se está desarrollando en el centro de datos que Facebook tiene en Prineville (en el Estado de Oregón) y en esta espectacular infraestructura estarían implementando un sistema de almacenamiento de 3 exabytes, es decir, 3 millones de Terabytes, donde almacenar ese 92% de imágenes que visitamos de manera más esporádica y que, por tanto, dejarían de estar “cacheadas” para primar así los nuevos contenidos (se suben alrededor de 350 millones de fotos al día) y servir, con un poco más de retardo, los históricos (retardos de apenas unos segundos que apenas notaríamos).

Con esta medida, Facebook podría ahorrarse alrededor de un 33% de energía con esta nueva configuración de servidores de almacenamiento que estarían en reposo hasta recibir peticiones de contenidos antiguos y que, además, le permitirían reducir en primera instancia el espacio de almacenamiento necesario en los servidores que están sirviendo páginas “en primera línea”.

Leer más de esta entrada

Twitter suma medidas de seguridad para evitar #phishing

twiDespués de los hackeos que se vieron en los últimos días a @BurgerKing y @Jeep, y al que se sumó también hoy Donald Trump (que empezó a tuitear canciones de Lil Wayne), Twitter tomó una medida para intentar reducir los robos de contraseñas a través de phishing.

Así, la compañía está tratando de asegurarse de que cuando recibas un correo de parte de Twitter, efectivamente provenga de la red social y no se alguna persona que cambió su dirección para tratar de hacerse pasar por la organización. Twitter informó que adoptó un nuevo protocolo de seguridad conocido como DMARC, diseñado por un consorcio de empresas para evitar el phishing.

El sistema permite a los proveedores de servicio de correo (como Gmail, Outlook/Hotmail, AOL y Yahoo!Mail) identificar y autentificar los correos que corresponden a la empresa, y descartar los falsos que se están tratando de hacer pasar por alguien.

El protocolo DMARC es relativamente nuevo, pero los servicios de correo mencionados arriba lo están implementando y se espera que más adelante se convierta en un estándar. Según Twitter, en adelante será “extremadamente raro que la mayoría de nuestros usuarios reciba algún ataque de phishing de alguien intentando hacerse pasar por Twitter”. Leer más de esta entrada

Europa quiere construir su propia nube para evitar la ley de EE UU

La mayoría de los servicios de cloud computing pertenecen a compañías estadounidenses y una parte importante de sus servidores se encuentran en su país. La información que almacenan se rige por las leyes de Estados Unidos, que permite a las autoridades pedir datos de los usuarios sin que éstos lo sepan. Europa quiere construir su propia infraestructura para proteger la privacidad.

Unos cambios recientes en la legislación que afecta a la privacidad online en Estados Unidos han levantado asperezas entre las organizaciones por la defensa de los derechos civiles de este país. Pero el caso trasciende las fronteras.

Las nuevas leyes están relacionadas con el llamado Patriot Act. La aplicación de esta norma permite a las autoridades de Estados Unidos violar la privacidad de los usuarios con el fin de proteger la seguridad nacional.

Los usuarios de las compañías de cloud computing se pueden ver afectados de forma directa por esta norma. En el caso de que las autoridades lo consideren oportuno tienen el privilegio legal de pedir a las empresas que les den acceso a datos personales de sus clientes. Leer más de esta entrada