Reglamento Europeo de Protección de Datos: nueva demora

El Parlamento Europeo está haciendo un gran esfuerzo por llegar a un consenso sobre la nueva ley comunitaria de protección de datos pero aún son necesarias más rondas de contactos. No se votará la norma el próximo 29 de mayo.

El lunes se reunió la Comisión de Libertades Civiles del Parlamento Europeo para discutir el último borrador del Reglamento de Protección de Datos de Europa. Tras ella, el miembro alemán del Parlamento Europeo (MEP) Jan Philipp Albrecht, explicó que si bien varios se han celebrado reuniones provechosas y se han alcanzado algunos acuerdos, todavía se necesitan más rondas de discusiones para lograr un consenso global en torno a esta ley.

Por tanto, el Parlamento no podrá votar sobre el proyecto de reglamento el 29 de mayo como estaba previsto. Albrecht cree que los compromisos deben ser adoptados con un amplio consenso, justificación del retraso de una votación que se queda ahora sin fecha establecida aunque es posible que se haga antes del parón estival en julio.

Y es que Irlanda, que actualmente ocupa la presidencia de la UE, está muy interesada en comandar una votación a nivel de Estado antes del final de su presidencia el 1 de julio. Sin embargo, esto sólo es posible una vez que el Parlamento en su conjunto haya votado, algo que no ocurrirá hasta que haya oído las conclusiones de la comisión de libertades civiles.

La idea de revisar las leyes de protección de datos de la UE procede de la Comisión Europea ya que las actuales normas datan de 1995 y tienen la urgente necesidad de adaptarse a la nueva realidad surgida tras la aparición de Internet.

El plan contempla la creación de un reglamento de aplicación directa para reemplazar a las 27 políticas de datos y leyes de privacidad que cada país posee en la actualidad. La comisión dice que esta medida ahorraría a la industria 2.300 millones de euros al año. Sin embargo, el proceso es largo y va camino de demorarse más aún ya que en un esfuerzo por llegar a algún tipo de consenso, se han introducido más de 4000 cambios en el proyecto de texto original.

El borrador ya ha cosechado sus primeras críticas por parte de la industria TIC. Por ejemplo, los principales proveedores y empresas TI del Reino Unido, país que concentra las filiales europeas de las grandes compañías norteamericanas, consideran opresivas y desproporcionadas ciertas obligaciones como la de avisar de un fallo de seguridad en menos de 24 horas bajo penas de hasta el 2% de los beneficios totales de la compañía. Una nueva propuesta que se ha entendido como una respuesta ante la enorme brecha de seguridad de Sony PlayStation el pasado año, cuando la empresa japonesa tardó más de una semana en avisar de los riesgos.

Fuente: CSO España – enlace

Anuncios

Acerca de Inés Tornabene
Inés Tornabene www.inestornabene.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: