El formulario de Google, bajo la lupa de las agencias de protección de datos

gogoleLas autoridades de protección de datos europeas analizarán conjuntamente el procedimiento anunciado hoy por Google, que ha incorporado un cuestionario en internet para que los ciudadanos ejerzan su derecho al olvido y reclamen fácilmente desde allí el borrado de enlaces a contenidos lesivos y no relevantes.

Esta medida responde a una sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE), que hace un par de semanas reconoció el derecho de los ciudadanos a ser “olvidados” en internet, en una sentencia motivada por el caso de un español.

Según el director de la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD), José Luis Rodríguez Álvarez, su organismo analizará “detenidamente el procedimiento de forma conjunta con las demás autoridades de protección de datos europeas y velará por que la solución garantice efectivamente el respeto de los derechos de los ciudadanos a la vida privada y a la protección de sus datos personales”.

En una nota añade que “nos congratulamos por que finalmente Google cumpla con lo que le venimos exigiendo desde hace varios años y ponga a disposición de los ciudadanos una herramienta para comunicar y resolver las eventuales lesiones de sus derechos causadas por el buscador al difundir información personal sin relevancia ni interés público”. Leer más de esta entrada

La Justicia europea hace a Google responsable del tratamiento de los datos personales que aparecen en sus búsquedas

curiaEl Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) ha fallado que el principal buscador del mundo está obligado a retirar resultados de búsqueda a petición de un ciudadano si los sitios web a los que se enlaza contienen datos personales del solicitante, incluso si el sitio web de origen no elimina dicha información o ésta es lícita.

Esto supone un importante respaldo al llamado ‘derecho al olvido’, es decir, la posibilidad de un ciudadano de borrar sus datos personales y su ‘rastro’ en la Red.

La decisión del Tribunal de Luxemburgo contesta en su sentencia anueve preguntas planteadas por la audiencia Nacional, a raíz de un recurso de Google contra una decisión de la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD). Esas preguntas se pueden resumir en tres bloques:

  1. ¿Puede el usuario dirigirse directamente a Google en el caso de modificación o cancelación de los datos que el buscador ‘indexa’? La respuesta es sí, dado que Google es considerado en parte responsable de dichos datos.
  2. ¿Lo que realiza Google puede considerarse como ‘tratamiento de datos’? La respuesta es sí, dado que “recoge” tales datos que “extrae”, “registra” y “organiza” posteriormente en el marco de sus programas de indexación, “conserva” en sus servidores y, en su caso, “comunica” y “facilita el acceso” a sus usuarios en forma de listas de resultados. “La propia presentación de datos personales en una página de resultados de una búsqueda constituye un tratamiento de tales datos”, dice la sentencia.
  3. ¿Se ha de aplicar en este caso la normativa europea sobre protección de datos? La respuesta es que sí, dado que Google trata datos personales y las filiales de Google en Europa son consideradas “establecimientos” en el sentido de la Directiva 95/46, y aunque la actividad de búsqueda no realiza tratamiento de datos personales en España el Tribunal considera sí se realizan “en el marco de las actividades” de dicho “establecimiento”.

Leer más de esta entrada